nKai global

Noticias sobre todo y en todos los lugares, Descubre todo lo interesante que acontece al Mundo

¡El chocolate es sano!

Aquí llega la noticia que todos los adictos y adictas del chocolate estaban esperando: el chocolate es sano. Esto hay que matizarlo, ya que no todos los chocolates que podemos encontrar en el mercado tienen esta característica. Muchos están compuestos por mucha grasa animal, azúcar y otros compuestos poco naturales y que no forman parte del verdadero chocolate. Otros directamente ni siquiera son chocolates, sino un sucedáneo. Por eso, debemos culturizarnos con respecto a este alimento y aprender a valorarlo. El primer paso lo hemos dado asistiendo a una cata de chocolate organizada por la empresa catalana Chocolat Factory (Twitter: @theexpertchoc) . Gracias al maestro chocolatier Michel Laline, hemos aprendido a valorar el verdadero chocolate y a distinguirlo de otros de menos calidad. El color (que no se forme una película blanca por fuera y que no tenga burbujas), el sonido (que haga ruido al partirlo), el tacto (que no se derrita en las manos) y, por supuesto, el sabor, son las características que diferencian un chocolate de calidad de uno que no lo es.

semillas cacaoteroEl chocolate procede del cacao que, a su vez, sale del cacaotero (Theobroma cacao). Este árbol requiere de sombra, por lo que se suele plantar junto a árboles altos. También necesita unos niveles concretos de temperatura y humedad, razón por la que su crecimiento está limitado a la zona entre Trópicos y entre 400 y 600 metros de altitud. Las semillas de este árbol es a lo que se le llama cacao. Existen tres variedades de cacao que se utilizan comúnmente para la elaboración de chocolate: el criollo, que es el original procedente de México y es muy fino y delicado; el forastero, la variedad más extendida y base principal de la mayoría de chocolates; y trinitario, originario de la isla de Trinidad e híbrido entre los dos anteriores. De las semillas de cacao de las tres variedades, obtenemos la manteca de cacao (grasa) y la pasta de cacao (dará lugar al chocolate).

Todos somos capaces de identificar tres tipos de chocolate en las tiendas: el blanco, el chocolate con leche y el chocolate negro. El chocolate blanco no lleva pasta de cacao, sino que es fundamentalmente manteca de cacao, leche en polvo y azúcar. El chocolate con leche tiene un 25% de cacao seco como mínimo, un 14% de lácteos como máximo y no más del 55% de azúcar. Por su parte, el chocolate negro tiene como mínimo un 43% de cacao seco (los hay en el mercado de diferentes porcentajes de cacao) y al menos 26% de manteca de cacao. Este último chocolate es el que decimos que es sano, siendo más beneficioso para el organismo cuanto mayor sea el porcentaje de cacao. El chocolate negro del 100% de pasta de cacao es absolutamente amargo, pero se usa de forma medicinal para casos de hipertensión e hiperactividad.

El cacao y los chocolates puros contienen ácido esteárico y fitoesteroles, que reducen ligeramente los niveles de colesterol plasmático. También tienen polifenoles, que son antioxidantes y se cree que previenen la arterosclerosis y la aparición de algunos tipos de cáncer. Además, tienen una proteína que proporciona una sensación de bienestar, de ahí que el chocolate se pueda considerar adictivo. En cuanto al valor nutricional, el chocolate es muy energético, por lo que conviene tomChocolate - Información Nutricionalarlo en pequeñas cantidades (desayuno o merienda) o cuando se necesite un aporte de energía extra (como cuando se practica una actividad física intensa). A pesar de sus beneficios para el organismo, la mitad de su energía procede de grasas (manteca de cacao) por lo que debemos consumirlo con moderación. Sin embargo, no ocurre esto con los solubles de cacao, que apenas contienen grasa. La cantidad de hidratos de carbono la aporta el azúcar que se añade al chocolate, por lo que cuanto más puro sea, menos azúcar contendrá. Finalmente, el chocolate también aporta ácido fólico, una vitamina necesaria para la formación de proteínas estructurales y hemoglobina.

La conclusión que debemos sacar de este post es que el chocolate no es perjudicial para la salud, sino todo lo contrario. La parte negativa la aportan el azúcar y los demás componentes que se le añaden, por lo que debemos comprar chocolate negro de alto porcentaje de pureza y de buena calidad.

Anuncios

Acerca de SaraS

Master Degree in Health Biotechnology

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • 102,508 visitas
Licencia de Creative Commons
nKai.Global is a company created by Héctor León & Ventura Preciado is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported License.